Evoluciones dimensionales y… ¿que pasá conmigo?

Queda muy claro que desde los comienzos del año 2011, hemos recibido unas energías excepcionales, las cuales modificaron de manera muy sutil y muy real, nuestra percepción del exterior pero también y sobretodo nuestras percepciones interiores.

Para los que ya están en el camino es una evidencia, pero para los que no leen los blogs que hablan del Nuevo Mundo, se trata de algo que queda aun medio oculto. Esto da lugar a unos cambios muy profundos en nuestras percepciones de progreso en el camino…

De hecho, para que entiendas mejor lo que realmente esta pasando al nivel de las percepciones que tenemos sobre nuestro progreso personal, voy a tomar como ejemplo a una familia que se va de vacaciones al mar para descansar un poco, y sobretodo para sentir la llamada del regreso a la fuente…

Esta familia se va entonces a la playa para disfrutar de la brisa marina. La playa con la arena y las rocas equivale a la 3D con todos los problemas que esto implica (donde aparcar el coche, posible robo de la documentación en la playa, gastos imprevistos, la elección del sitio en la playa, delimitación del territorio, gestión del vecindario y posibles molestias – pelotas, perros, niños traviesos- etc…) sin por supuesto perderse de vista a ciertas bellezas exuberantes que pasean por ahí…

Luego, esta playa atiborrada de gente se ve refrescada por la brisa marina de 4D (chakra del corazón) la cual viene a traer alegría, ligereza, amabilidad y respeto por la vida. Que bueno es respirar este aire tan vivificante cargado de yodo de amor natural, y no él de Fukushima resultante de la estupidez humana.

El mar representa la 5D, o sea unas aguas con una temperatura que revitaliza todo nuestro organismo. Nos gusta estar en contacto con ella porque nos da la sensación de volver a los orígenes, de regresar a La Fuente. Todo ello bajo la bondadosa y no menos fuerte mirada de papa sol.

Esto seria básicamente el escenario. Después de haber resuelto esos asuntos de 3D en la playa, nuestra familia está ahora lista para disfrutar del aire del mar, dándose chapuzones y volviendo a intervalos regulares hacia la toalla para secarse y broncearse al sol. A este nivel, estamos realmente enfocando las cosas de manera “espiritual”aunque no de manera explicita pero sí con un deseo sincero de acceder a un bienestar revitalizante.

La playa hecha de cristales también participará activamente a la rearmonización del cuerpo físico. Por lo tanto todo va bien, pero vamos a ver ahora lo que realmente está pasando por los tiempos que corren.

1-Hace cada vez mas calor

Esto nos indica que las radiaciones del sol se están volviendo mas fuertes, por lo tanto te quemarás si no usas cremas con un indice alto de protección. Los niños en particular están fuertemente impactados. En definitiva, nadie se salva del crecimiento de las radiaciones del Nuevo Mundo y los niños reaccionan fuertemente a ello pataleando sin cesar para ir a darse un baño.

Como consecuencia, los que toman el sol tendrán que darse un chapuzon un poco mas a menudo, lo que significa que tendrán que acercarse aun mas a las energías de 5D si quieren evitar mas problemas. Claro está que siempre habrá unos que prefieren esconderse detrás de sus escudos de creencias y de certidumbres pero tendrán que beber aun mas bebidas falsificadas de 3D.

Al final, sin lugar a dudas, los que no querrán darse el chapuzon van a agotar su cartera y tarde o temprano tendrán que meterse en las aguas de la 5D. Por consiguiente, el paseo marítimo estará fuertemente abarrotado y se va a remar con mucha dificultad, lo que provocará unas cuantas salpicaduras en el aire del amor incondicional y del respeto.

2-El mar sube como una marea que no volverá a bajar

Pues sí, como los hielos se están derritiendo, los veraneantes tendrán que coger menos sitio con su toalla en la playa que se irá haciendo cada vez mas pequeña. Dicho de otro modo, va a ser cada vez mas difícil sentirse cómodo y las finanzas acabarán sufriendo dado que los recursos disponibles serán cada vez mas escasos. Algunos “calentamientos locales” serán entonces de esperar…

La inflación vendrá también a asomarse, obligando a muchos bañistas a que pasen mas tiempo en el agua que en la playa. Comeremos menos helados y las sombrillas van a ser cada vez mas escasas. Solo los mas afortunados podrán mantenerse en la ilusión de la 3D.

3-Todo el mundo tendrá que aprender a nadar

Claro que mola bañarse hasta las rodillas pero si tenemos en cuenta la cantidad de personas que estarán chapoteando, muchas de ellas tendrán la tentación tirarse directamente al agua y aprender a nadar. Habrá que enseñarles a no tocar mas el fondo de arena de la 3D con los pies y a dejarse llevar por las aguas de 5D.

Es evidente que una buena respiración (inhalación del aire de 4D, del amor incondicional y del respeto) provocará unos saltos increíbles en su nivel de consciencia. Al principio, van a nadar en paralelo a la playa pero, tarde o temprano, habrá de nuevo unos atascos debido a la saturación.

4-Se hará sentir el afán de partir a la aventura

Efectivamente, justo en el horizonte está la isla del Nuevo Mundo, y algunos de los nadadores seguros de si-mismos intentaran acercarse a ella. Para conseguirlo, abandonaran la idea de volver a la playa y dejarán en ella su coche así como todas las cosas vinculadas con la 3D. Ellos saben que su éxito va a depender de su aptitud para desapegarse de todo lo que les pesa hasta el punto de quedarse unicamente con el bañador (ya que por si acaso, nos quedamos con lo mínimo!)

Descubrirán que una buena respiración es imprescindible así como la facultad de dejarse llevar por la corriente de su vocecita interior. Tendrán que ir relajados y al mismo tiempo centrados en su objetivo. Probablemente se darán la vuelta de vez en cuando para ver la distancia que les separa de la playa para luego dejar de hacerlo porque habrán entendido que ya no pueden hacer marcha atrás, sea porque es demasiado lejos ya o simplemente porque ya no ven la playa!

5-La técnica de natación va a tener que evolucionar

Efectivamente, cual sea la técnica de natación empleada (la filosofía), se van a dar cuenta de que tendrán que mirar mas allá de ella y depurarla hasta que encuentren las que menos les cansa. Por lo tanto, muchas viejas incertidumbres serán abandonadas en beneficio de su unicidad, de lo que son verdaderamente.

Entonces es muy probable que acaben nadando mas a menudo con la cabeza debajo del agua y no tanto por fuera. Van a descubrir que si confían totalmente en si-mismos, podrán deslizarse mejor en el agua imitando a los mamíferos marinos como los delfines o las ballenas. Respirarán ampliamente y profundamente ese aire de 4D para sumergirse mejor y de manera duradera en las aguas de 5D.

6-El síndrome del Gran Azul

Gracias a su facilidad para moverse en la superficie de la 5D, intentaran ir cada vez mas profundo para descubrir un mundo al que conocían solo a través de la pantalla del televisor. A esas alturas, no habrá ninguna posibilidad de regreso a la playa dado que se habrán convertido en unos acuáticos del amor incondicional.

Cada bocanada de aire será aprovechada para ir a explorar los corales del Nuevo Mundo y probablemente descubrirán una ciudad submarina bajo una cúpula de 6D. Ahí primero descubrirán unas moradas preciosas por fuera, y los mas atrevidos descubrirán que existen unos pasadizos para entrar en ellas.

Descubrirán que ahí pueden respirar sin necesariamente tener que salir a la superficie. Desde entonces, esos nadadores sabrán de manera definitiva que nunca mas podrán vivir en 3D ya que en esta ciudad submarina, solo hay armonía y fluidez en el movimiento. Descubrirán también el silencio del abismo sin nunca dejar de comunicar.

La telepatía se habrá convertido para ellos en algo totalmente natural y valorizarán esa serenidad de ser lo que uno es sin por ello tener que delimitar un territorio con una toalla de playa. Habrán entendido también que la isla a la que intentaban alcanzar era tan solo una ilusión de 3D que les fue muy útil para descubrir el autentico Nuevo Mundo, el cual resultará ser muy diferente de lo que se esperaban.

Aquí, bajo la cúpula, ya no hay viento, lluvia, tormenta, tempestad o riesgos de quemarse al sol. No hay mas dinero, empresas, políticos, escuelas o instituciones. Solo está la belleza y la gracia del movimiento en la pureza del ser que vive su presente con consciencia pero también con relajación y desapego.

7-El mundo habrá cambiado definitivamente de apariencia

Tarde o temprano, la playa habrá sido totalmente recubierta hasta tal punto que todas las tierras de la 3D habrán desaparecido bajo el agua. Por tanto, con el paso del tiempo de la subida de las aguas, mas y mas veraneantes habrán descubierto el placer de nadar aunque sea con la molestia de hacerlo en una playa conocida que está encogiendo.

Cada uno a su ritmo vendrá a juntarse con los demás en la nueva ciudad submarina porque habrán seguido el camino trazado por los que les precedieron. Visto de lejos, parecía un banco de sardinas, una autopista, en la cual unos destellos de luz plateada punteada de alegría centelleaban bajo la luz de las estrellas…

Así se hará el transito hacia el Nuevo Mundo. Solo podrá hacerse aceptando un cambio que ningún ser humano podrá evitar. La subida de las aguas es inevitable porque la marea de la ascensión está ya en marcha y nadie podrá pararla.

Por lo tanto, de nada sirve agobiarse mas nos vale aprender a nadar con nuestras propias aletas. No todos pertenecemos a la misma familia estelar entonces algunos van a nadar como los pingüinos, otros como los cachalotes, otros como las ballenas, otros como delfines, sin mencionar a todas las especies de mamíferos acuáticos.

Al decir esto, quiero decir que no existe ninguna vía para la ascensión y que la única cosa que podamos hacer por los demás es sobretodo enseñarles que todo el mundo lo puede hacer si escucha su vocecita interior, sus sensaciones y sus intuiciones. Ya lo llevamos dentro, y nadie puede hacerlo por nosotros. Hay que entender que no se puede nadar por nadie mas que nosotros-mismos.

De hecho, si le dices al que está en la playa y que apenas mete el pie en el agua, que tiene que dejarlo todo (mujer, niños, coche, casa, etc…) para ir a nadar en medio del océano y vivir bajo el agua en una mítica ciudad submarina, pues no creo que le llegues a convencer.

Deja entonces que la marea se ocupe de él y tarde o temprano entenderá que tiene que elegir.

No tienes que convencer a nadie, tan solo ser tu-mismo, y si él te ve con las palmas de la sonrisa, el traje del amor incondicional y la mirada del que tiene fe, quizás venga a preguntarte de que te sirve todos estos bártulos… Todos somos parte del Uno y cuanto mas bañadores estén chapoteando, mas alegría habrá en este mundo que está cambiando.

Laurent DUREAU

Articulo publicado inicialmente en el blog 4D5D el 29 de abril de 2011 y actualizado en el blog 345D el 10 de septiembre de 2012.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*